¿Que es el adobe? y producción

 

 

Que es el adobe y como fabricarlo

Para poder construir con adobe es necesario poseer el conocimiento, ya sea de manera intuitiva, a base de haber heredado el oficio en la praxis o bien a partir del desarrollo del conocimiento de una manera científica.

 

En el presente tema se presentarán fórmulas para desarrollar in situ de manera rápida y confiable, que permiten conocer las propiedades de la tierra del sitio que se va a utilizar y poder saber, por lo tanto, si es apta para hacer adobe. Dichas pruebas permiten conocer su composición, resistencia y flexibilidad, así como el porcentaje de compactación de la tierra por pérdida de humedad de este arcaico ladrillo.

Para evaluar si la tierra del sitio es apta para hacer adobes se requiere comenzar por conocer su composición.

Prueba de sedimentación

Para poder evaluar la composición de la tierra se requiere conocer los porcentajes de arcilla, arena y humus de la tierra considerada para fabricar el adobe. Para ello se recurre a realizar una prueba de sedimentación.

Se requieren un piolet, un biberón graduado, una pala pequeña, agua y sal.

Procedimiento

1. Se escarba con el piolet hasta 60 cm de profundidad, a partir del nivel del terreno natural, se toma una muestra y se vierte en el biberón.

2. Se rellena el biberón con agua y se le agrega una pizca de sal que permite acelerar el proceso.

3. Se agita el biberón y se deja reposar 24 horas.

4. Se verifican los porcentajes de arena, arcilla y humus.

Prueba de resistencia

Esta es una prueba que permite conocer de manera sencilla, la resistencia de una muestra de adobe de una superficie de 10cm².

Se requieren un cilindro metálico de 10cm de altura x 3.56cm de diámetro, una pala pequeña, una varilla de unos 50cm de largo x 1cm de diámetro y conocer el peso de una persona. En este caso se manejará el peso de una persona de 100 kgs.

Procedimiento

1. Se escarba con el piolet hasta 60 cm de profundidad a partir del nivel del terreno natural.

2. Se toma una pequeña muestra con la pala y se mezcla con agua.

3. Se vierte dentro del cilindro.

4. Se presiona para sacar el exceso de agua.

5. Se deja secar hasta que esté lo suficientemente seco para que se pueda sostener y lo suficientemente húmedo como para que no se pegue en el cilindro.

6. Se saca la muestra del cilindro con la varilla y se deja sacar a la intemperie de 12 a 48 hrs dependiendo del clima.

7. Para conocer la resistencia se para una persona sobre la muestra y se basa uno en la fórmula:

peso = kg = 100 kgs / Superficie cm² 10cm² = 10 kgs/cm²

Prueba de flexibilidad

Para conocer la flexibilidad del adobe se puede recurrir a la llamada prueba del puente. Se requieren tres adobes secos. La prueba consiste en colocar dos adobes, apoyados en su lado más ancho y a lo largo, separados entre sí lo necesario para sostener el tercer adobe en sus extremos. Una vez colocado el tercer adobe, a amanera de puente, se para una persona sobre él. Si no se quiebra y resiste es lo suficientemente flexible y por ende, bueno para construir.

Prueba de compactación por pérdida de humedad

Con el objeto de diseñar con mayor precisión los adobes y sus juntas, se requiere conocer el grado de compactación del adobe considerado para construir ya que al perder agua éste, sus dimensiones se van reduciendo. Para ello se puede recurrir a la llamada prueba de la caja de madera.

Se requiere una caja de madera con un hueco de 2cm de profundidad y 10cm de largo, una espátula y el piolet.

Una vez habiendo excavado con el piolet a 60cm de profundidad, se extrae una muestra de tierra que se vierte en el hueco de la caja. Se limpia la superficie y se deja secar 24 hrs. Se mide la distancia que se redujo la muestra de tierra con la cual se puede calcular el porcentaje de compactación, por ejemplo: 3mm = 3%

 

¿Que es el Azulejo?

 

El origen del azulejo se encuentra en el pueblo, Arabe, que fueron auténticos maestros en su fabricación diseño, y difusión por todo el mediterraneo y todo oriente medio.

azulejos

El azulejo consta de una galleta  o base de cerámica, que es recubierta por una de la caras de diferentes tipos de esmaltes pigmentados o no, que después de ser sometidos a altas temperaturas en hornos, cristalizan creando una película impermeable y normalmente homogénea.

Dadas su cualidades impermeables y decorativas, su uso en exteriores también se fue extendiendo, siendo en muchos casos eje central de la decoración ya que permite multitud de combinaciones en colores, texturas y dibujos.

En la actualidad el azulejo ha pasado a convertirse en uno de los materiales de construcción imprescindible  en baños y cocinas y salas húmedas, donde es patente su buen comportamiento frente al agua y la humedad.

Poco a poco también se ha ido abriendo paso en el resto de las estancias, llegando a servir de revestimiento del propio ladrillo  o cobertura exterior.

El azulejo como tal poco a poco va dejando paso nuevos productos evolucionados a partir de él como por ejemplo el revestimiento porcelánico.

El porcelánico se compone en su totalidad de un cuerpo de porcelana llegando a conseguir tamaños de piezas y planeidad nunca vistas antes abriendo un campo de texturas y  formas al servicio de la arquitectura, para crear ambientes únicos.

El  uso del azulejo y su industria es uno de los que mas han avanzado dentro de la construcción, llegando a marcar en muchos momentos el camino a seguir para el resto de materiales que han visto la necesidad de seguir el camino.

Por ejemplo los materiales empleados para colocar los diferentes tipos de azulejos. En sus origenes se utlizaba, cal , cemento, yeso, escayola,  siendo hoy  habitual  emplear cemento cola de altas prestaciones para soportar y  los nuevos azulejos porcelanicos mucho menos porosos  y dificiles de adherir.

El azulejo fue sigue siendo creador de tendencias dentro de la construccion la arquitectura y el diseño de espacio y seguirá siendolo por mucho tiempo.

¿Que es el cemento ?

 

Cuando hablamos de cemento en construcción nos referimos al principal actor en lo que a  materiales de agarre se trata, de él derivan la mayoría de o morteros cementos cola o pegamentos cementosos tan habituales hoy en día.

cemento

Aunque el cemento no solo sirve para pegar ladrillo, también lo podemos encontrar como elemento estructural en prefabricados de hormigón, placa de forjado, y sobretodo como hormigo mismamente en muros, losas, o cubiertas. Es de los materiales de construcción el mas abundantes.

El cemento por si mismo o sin otros materiales de construcción apenas es nada y no tiene apenas aplicaciones, salvo el rejuntado de baldosas por ejemplo. Por lo tanto es un material que vamos a encontrar casi siempre en adicción o colaborando casi siempre con otro material.

El origen del cemento lo encontramos en la isla griega de Santoríni, importante zona de actividad volcánica. Lo primeros cementos naturales ya eran extraídos de esta zona por los Griegos que los empezaron a emplear en sus evolucionadas construcciones arquitectonicas.

El primitivo cemento natural de origen volcanico ha ido evolucionando mucho  con el tiempo hasta el punto que hoy en día la mayoría de cementos ya fabrican a partir de distintos minerales que son cocidos y triturados.

El cemento Portland es el mas conocido, habitual y mas utilizado a nivel mundial, pasando a ser conocido en muchos lugares el cemento simplemente por “Portland”.

El origen de este nombre se debe color verde grisáceo de la piedra calcárea de Portland, que en adición con otras piedras y arcillas dio lugar al primero cemento Portland.

A parte de la inmensidad de aplicaciones que tiene el cemento en la construcción, no es el único campo en el que se ha hecho imprescindible hoy en día, en campos tan dispares como la extracción petrolífera también es un agente importantísimo, siendo en muchos  tipos de escenarios de extracción imprescindible.

 

¿Que es un ladrillo cerámico?

 

 

El ladrillo cerámico es uno de los elementos mas utilizado en la construcción desde que la construcción existe, siendo su forma mas primitiva el adobe, es por asi decirlo uno de los indiscutibles reyes de los materiales de construcción.

Ladrillo cerámico

El ladrillo actual poco tiene que ver ya con el adobe salvo en que su materia prima principal sigue siendo al arcilla

El proceso de elaboración de un ladrillo empieza en el barrero donde se extrae la arcilla que lo conformará, en este proceso  se seleccionan las mejores arcillas disponibles, esto es tan fundamental que hasta las fabricas se ubican en los propios barreros para evitar en lo posible el trasiego de materias primas.

Un vez seleccionada extraída la arcilla, se procede a tu trituración y molturado para hacerla maleable y crear la pasta que reúna las condiciones adecuadas tanto de maleabilidad como resistencia, textura o incluso aspecto.

Dependiendo del tipo de ladrillo que se fabrique se utilizarán diferentes métodos siendo el de extrusión el que emplearemos para fabricar un hueco-doble común.

Una vez conformado el ladrillo, se pasa a la parte de cocido en grandes hornos donde los ladrillos son sometidos a grandes temperaturas que los endurecerán y harán de ellos elementos aptos para la construcción. Estos grandes hornos en los que entran miles de ladrillos cada vez, suelen ser hornos de gas natural,  y suponen uno  de los procesos más determinantes en el precio del ladrillo y uno de los que más provoca la fluctuación de los precios.

Un vez horneados a la temperatura correcta y durante el tiempo adecuado el ladrillo se deja reposar y atemperar para que pueda ser embalado.

El proceso de embalado suele estar automatizado en su totalidad, en ladrillos muy comerciales como el hueco doble, en ladrillos rústicos o manuales todo el proceso puede llegar a ser prácticamente manual.

Los ladrillos son palletizados en pallets de madera y flejados con un termoplastico que bajo una alta temperatura queda pegado al pallet de ladrillo conformando una cobertura semirígida, esta cobertura es vital en el proceso logístico posterior a fin de evitar roturas y perdidas de material en el proceso de almacenaje y distribución.

La distribución de los  ladrillos cerámicos se hacen a través de delegaciones  o almacenes de materiales de construcción que hacen llegar los ladrillos a los clientes finales ya sean constructores profesionales o particulares.